jueves, 25 de febrero de 2016

La evolución de las partituras.




Inicios de la notación musical



En el siglo XI, un monje llamado Guido D'Arezzo ideó una forma de conservar las músicas religiosas por escrito, en partituras.  La altura de las notas se representaba en un tetragrama, es decir, en una especie de pentagrama con solo cuatro líneas y con las notas con forma cuadrada.  También puso el nombre con el que conocemos a las notas, excepto de que al principio se llama Ut




El Himno de San Juan Bautista sirvió para dar nombre a las notas musicales que tenemos en la actualidad.



No hay comentarios:

Publicar un comentario